Pizza

Ingredientes:

  • Harina                                                        1 kgr.
  • Sal                                                             1 cda.
  • Levadura fresca                                      50 grs.
  • Agua tibia                                               750 cc.
  • Aceite de oliva                                          ½ taza

Preparación:

  • En un bol colocar ½ kgr de harina y mezclar con la sal. Hacer un pocito al medio.
  • En un pequeño recipiente desmenuzar la levadura con un poquito de leche, una pizca de harina y otra de azúcar. Cuando espume, agregar al medio (en el pocito) del bol con la harina, mezclar bien y añadir de poco 750 cc de agua tibia, donde se debe diluir una cucharada de sal.
  • Mezclar bien con un batidor, sin dejar grumos. Incorporar el aceite y mezclar hasta que emulsione.
  • Agregar el resto de harina, mezclar bien y luego volcar sobre la mesa enharinada y amasar bien agregando la harina que haga falta para que no se pegue en las manos. Debe quedar una masa bien lisa y tierna.
  • Cuando la masa que perfectamente uniforme, enharinar una tabla, colocar el bollo de masa encima y tapar.
  • Dejar hasta que doble su volumen.
  • Desgasificar, o sea sacarle en aire a la masa, cortar en 8 bollos (para hacer pizzas medianas de 6 porciones), enharinar y dejar reposar nuevamente hasta que doblen su volumen.
  • Estirar con los dedos dándoles forma de disco de 5 mm. de espesor.
  • Cocinar en horno precalentado a 280° durante 5 minutos aproximadamente.

NOTA:

Lo que obtenemos hasta este paso, es la masa marcada.

  • Para continuar con la elaboración de una pizza: con el dorso de una cuchara grande repartir salsa de tomates para pizza (ver receta), disponer sobre esta 220 grs. de mozzarella rallada o picada muy fina y un poquito de queso parmesano rallado.
  • Una vez que el queso se derrite, retirar y verter sobre la pizza un chorrito de aceite de oliva, albaca picada, orégano triturado, dejar reposar unos minutos y servir.
  • Es importante no excederse en la cantidad de salsa o mozzarella que se coloca sobre una pizza. Demasiada cantidad de cualquiera de las dos, ablanda la masa, no deja de se infle lo necesario, además de ser incómoda para comer.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s